Menú Cerrar

Truficultura

 

¿QUÉ ES UNA PLANTACIÓN TRUFERA?

La trufa es el fruto de un hongo micorrícico. Vive bajo tierra, asociado a las raíces de determinados árboles. Para cultivarla debemos reforestar nuestra finca con árboles inoculados con el hongo de la trufa.

Una plantación trufera no es una repoblación al uso. A diferencia del resto de los casos, en la truficultura no nos importa el árbol en sí, ya que no “cultivamos” madera o leña, sino ese hongo que se desarrolla debajo del suelo el que nos interesa.

Finca trufera 2

PRINCIPALES ESPECIES DE TRUFAS

Las trufas están incluidas en el género Tuber. Aunque en él se incluyen varias decenas de especies, cuatro son las más importantes desde un punto de vista comercial:

  • TRUFA NEGRA O TRUFA DE PERIGORD (Tuber melanosporum): Es la más solicitada. Muy apreciada en la cocina por sus excelentes características organolépticas, y la de mayor valor comercial, tanto por su altos valores de cotización como por su volumen de negocio. Madura y se recolecta en invierno. Ésta es la que nos ocupará en este manual.
  • TRUFA BLANCA (Tuber magnatum): Es la más apreciada. Únicamente se encuentra en Italia, en la zona del Piamonte, con una producción reducida. Se ha llegado a cotizar a más de 6.000,00 € el Kg. Madura y se recolecta entre el otoño y el invierno.
  • TRUFA DE VERANO O DE SAN JUAN (Tuber aestivium): Similar a la anterior, pero con el interior (la gleba) blanquecino o color avellana cuando está madura. Es apreciada también en gastronomía, pero de calidad inferior a la trufa negra. La recolección se hace de junio a septiembre u octubre.
  • TRUFA MACHENCA O DE OTOÑO (Tuber brumale): Es similar a la trufa negra, pero el exterior (el peridio) se desprende con facilidad. Es una trufa relativamente apreciada, que en ocasiones se presenta mezclada con la negra. Al igual que la trufa negra se recolecta en invierno.

Necesidades de una plantación trufera:

Cuando hablamos de una plantación trufera, en la mayor parte de los casos nos estamos refiriendo a una plantación de trufa negra o Tuber melanosporum. Si estás pensando en llevarla a cabo, debes de tener en cuenta que es una inversión a largo plazo, ya que se tardan varios años desde que los arbolitos se plantan hasta que nacen las primeras trufas (5-6 años) y más todavía hasta que la plantación alcanza su plena madurez (14-15 años). Es por ello que antes de dar el paso te formes adecuadamente, solicites la ayuda de expertos, e incluso hables con personas que ya han iniciado este camino. A modo de guía, nosotros te recomendamos que tengas en cuenta los siguientes condicionantes:

LA FINCA

A la hora de elegir la finca en la que ubicar nuestra plantación, deberemos tener en cuenta algunos factores como son:

  • Las trufas se suelen producir entre los 800 y los 1.300 metros sobre el nivel del mar.
  • Mejor elegir terrenos con una suave pendiente. Así evitaremos la erosión de los terrenos muy inclinados y los encharcamientos de las zonas llanas que, en último extremo, se podrían corregir con tubos de drenaje.
  • Cuanto más regular sea la finca más económicas resultarán inversiones como el riego o el cerramiento de la parcela.
Finca trufera 3

EL SUELO

La trufa negra se desarrolla sobre suelos calizos. No sirven suelos silíceos, yesosos, turbosos o salinos. A partir de aquí debemos valorar:

  • La trufa prefiere suelos aireados, por lo que los suelos franco arenosos y francos son óptimos, si bien también se puede desarrollar en texturas franco limosas o franco arcillosos. Es excepcional la presencia de trufas en suelos muy pesados o excesivamente arenosos.
  • El suelo debe ser ligeramente alcalino, con un pH que oscile ente 7,5 y 8,5. Se han encontrado trufas en suelos con valores superiores pero nunca sobre suelos ácidos.
  • Pedregosidad: sin llegar a ser un factor determinante, sí que es frecuente y abundante en los suelos donde medran las trufas. Contribuye al drenaje y la aireación del suelo.
  • Caliza activa: necesaria.
  • Materia orgánica. Las fincas truferas necesitan cierto grado de materia orgánica, deseablemente entre un 2% y un 4%, a cual contribuye a mejorar la actividad biológica del suelo. La aportación de materia orgánica mediante la realización de “nidos” contribuye a mejorar terrenos deficitarios. Fincas con un exceso de material orgánica (huertos) pueden ser limitantes para la producción de trufa.
  • Relación Carbono/Nitrógeno. La relación C/N refleja el grado de mineralización del suelo. El valor recomendado para el cultivo de la trufa es el próximo a 10.
Zanja tubos en suelo trufero

EL AGUA

El agua es un factor fundamental para el cultivo de la trufa. Las encinas requieren una cierta precipitación a lo largo de todo el año que evite escenarios de estrés hídrico. La producción de trufas requiere un plus en cuanto a necesidad de agua, debiendo garantizarse desde el mes de mayo.  Como las precipitaciones no se pueden garantizar, el productor debe establecer un sistema de riego.

Las necesidades de agua de cada finca son muy variables, y dependen de la textura y materia orgánica del suelo. A groso modo, se debería disponer de agua suficiente para poder efectuar riegos de hasta 300.00 litros/ha. cada 15 o 20 días cuando la planta sea adulta. En los primeros años, las necesidades son menores pero, antes de plantar, es conveniente tener la seguridad de que se va a disponer del agua necesaria para poder atender las necesidades futuras.

Para ello, en el momento de planificar la inversión se deben de tener en cuenta el conjunto de necesidades vinculadas al agua: pozo, aforado, bomba, dotación energética, cuadro eléctrico, equipo de filtraje, depósito (en su caso) y red de riego.

En cuanto al sistema de riego a elegir, existen diferentes alternativas, siendo la microaspersión la más habitual.

Agua aforo

LA PLANTA HUÉSPED

La trufa negra se puede desarrollar en asociación con gran variedad de árboles. Sin embargo, son cuatro las especies más habituales: encina (Quercus ilex), quejigo (Quercus faginea), coscoja (Quercus coccifera), y avellano (Corylus avellana). Recomendamos al truficultor soriano que elija entre una de las dos primeras.

Al margen de la especie, es muy importante que la planta seleccionada esté certificada por organismos independientes. Nuestra entidad defiende la utilización del protocolo de control Fischer Colinas por entender que permite seleccionar planta excelente, estableciendo unos sistemas de control de la planta que analizan su morfología, el grado de micorrización y su estado sanitario.

NOTICIAS SOBRE TRUFICULTURA

  • Primeros pasos para el reconocimiento de la “Trufa de Soria”
    En el día de ayer (21 de marzo de 2024,) la Excma. Diputación Provincial de Soria volvió a convocar la “Mesa de la Trufa”, poniendo de manifiesto su interés en potenciar la creación de una “marca de garantía”. Antes de nada, queremos dejar constancia que nos alegra mucho el paso dado por Diputación y que…
  • Convocadas las ayudas de la JCyL destinadas al fomento de plantaciones de especies de alto valor, anualidad 2024
    UNA MAGNÍFICA OCASIÓN PARA PONER EN MARCHA UNA PLANTACIÓN TRUFERA   En el Boletín oficial de Castilla y León de fecha 13 de febrero de 2024 (accede aquí) aparece esta convocatoria que tiene por objeto:1.- La concesión y pago de la ayuda destinada a fomentar las plantaciones de especies que proporcionen producciones forestales de alto…
  • Publicadas las ayudas de 2023 de la Diputación de Soria para el fomento de la truficultura
    Este pasado 22 de noviembre de 2023 la Excma. Diputación Provincial de Soria publicó las ayudas para el cultivo de la trufa negra. (pulsa aquí para ver el enlace)Las ayudas reguladas en estas bases se podrán orientar hacia:a) la entrada en producción de plantaciones existentes a través de instalación y distribución de riego en la…
  • ¡Comienza la Feria de la Trufa de Soria!
    Proponer cosas desde lo pequeño, desde lo local, siempre es difícil. Llevarlas a cabo es todo un éxito.Mantenerlas activas a lo largo de veinte años, merece el mayor de los reconocimientos.Por eso, y si además te interesa el mundo de la trufa, acércate este fin de semana al pueblo de Abejar, a disfrutar de la…